El ojo

Es curioso que haya tantas formas de ojo en el mundo animal, y con adaptaciones tan diferentes y tan específicas.

Por eso los científicos trataron de hacer una línea evolutiva: cómo surgió y por cuantas fases ha pasado hasta llegar a los que en la actualidad (valga la redundancia) “vemos”.

Y llegaron a una conclusión muy curiosa viendo a los animales más primitivos: el ojo proviene de una parte del cerebro que, de alguna forma, llegó a ser fotosensible. Es decir, sorprendentemente, el ojo es … ¡una extensión y especialización del cerebro!

Hoy en día esto se puede apreciar observando cómo evoluciona un feto humano y cómo “se salen” los ojos del cerebro y se extienden hacia fuera. Para ver, claro, dentro está muy oscuro…

Muy curioso, nunca hubiéramos imaginado tal cosa ¿no?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: